Ir al contenido principal

Entradas

Aprender para hacer un buen gobierno.

Solo desde el interés o la deshonestidad intelectual es posible sostener que el resultado práctico las ideas econónomicas que se aplicaron durante el gobierno del PRO fue exitoso. Sin cargar las tintas, basta con mencionar que fueron tres años de recesión de los 4 que duró la gestión , que la inflación alcanzó los valores mas altos en décadas, que cayó la inversión, que subió la pobreza, que el PBI per cápita disminuyó 9% y que finalmente a mediados de 2018 el mercado no quiso prestarle mas dólares al gobierno argentino provocando una devaluación de la moneda de mas del 50%. Me olvidaba, en 2019 volvieron a devaluar y pusieron de nuevo el cepo.  La defensa usual de los partidarios del gobierno anterior apela a la herencia recibida, una economía con precios relativos distorsionados que hacía cuatro años que no crecía, que no reducía la pobreza con un PBI per cápita caía, que no creaba empleo, con una inflación alta que ya duraba más de una década, que tenía escasas reservas en el BCRA. 
Entradas recientes

El esfuerzo por criticar a Stiglitz y el valor de la acciones de una empresa.

Hace poquito Joseph Stiglitz, premio Nobel de Economía 2001, escribió una nota cuyo título es "El Milagro Covid de la Argentina". En ella sostiene que: " "Ante el desbarajuste que heredó el gobierno del presidente argentino Alberto Fernández a fines de 2019, parece haber logrado un milagro económico. Desde el tercer trimestre de 2020 hasta el tercer trimestre de 2021, el crecimiento del PIB alcanzó el 11,9% , y ahora se estima que fue del 10%  para 2021, casi el doble de lo previsto para EE .UU., mientras que el empleo  y la inversión  se han recuperado a niveles superiores a los de Fernández asumió el cargo. Las finanzas públicas del país también han mejorado, incluso con una política de recuperación contracíclica, debido al fuerte crecimiento económico, tasas impositivas  más altas y progresivas sobre la riqueza y los ingresos corporativos, y la reestructuración de la deuda de 2020 ." Siempre bromeo con mis amigos y les digo que dejé de ser economista hace mu

Las tres pandemias.

Argentina ha sufrido tres pandemias económicas en los últimos 12 años. La primera fue el gobierno de 2012 a 2015. En esos 4 años, la riqueza anual disponible para cada argentino, el ingreso por año que tiene disponible para vivir durante 12 meses cayó un 5%. En términos per cápita, cayeron las exportaciones, la inversión, las importaciones en magnitudes mayores a dos dígitos La segunda fue el gobierno de 2012  a 2016 , donde al ingreso que nos había quedado a cada argentino producto del gobierno anterior le quitamos un 9% adicional.  Durante esos 8 años, la suma de los dos gobiernos en términos per cápita, el cayó un 15%,  la inversión un 29%, las exportaciones un 9% y las importaciones un 27%. A esas dos pandemias  se sumaron las consecuencias económicas del Covid19. Un 11% de caída adicional del PBI per cápita en 2020, un 13% de caída en la inversión, una nueva caída en las importaciones y un 18% menos de exportaciones. Con suerte y viento a favor y cruzando los dedos, el actual  gob

La competencia por infraestructura hace caros e injustos a Internet y los servicios de celulares

Garantizar la oferta de un bien o un servicio público muchas veces requiere inversiones que en la práctica tienen un repago muy largo en el tiempo, tan largo que hasta quizás quienes invierten no están vivos al momento en que ese repago se produce. Puede, incluso, no tener nunca un repago. Sin embargo, los beneficios sociales de esas inversiones exceden por mucho la rentabilidad del proyecto de inversión en particular. Las redes de agua corriente, cloacas y desagües que se hicieron en Buenos Aires luego de la fiebre amarilla, redundaron en una menor cantidad de enfermedades, en una mayor productividad de las personas, en un aumento de la población, en una mayor esperanza de vida . ¿En cuántos años se repagó aquella inversión millonaria? ¿ Importa? La pandemia Covid 19 ha puesto fuera de toda discusión que el acceso a las comunicaciones, a Internet, constituye una necesidad imperiosa para la sociedad. Dos ejemplos: los estudiantes que tienen conexión a la red acceden a la educación disp

La Pandemia Deflacionaria

El estallido de la burbuja financiera el 29 de octubre de 1929 en Wall Street fue el punto de partida de la Gran Depresión Global que tuvo epicentro en EEUU que duró cuatro años y produjo la quiebra de bancos, de empresas comerciales e industriales, un aumento del desempleo al 25% y la caída brutal del PBI. La salida de la crisis del 29 comenzó desde el campo de las ideas. Hasta ese momento, los gobiernos administraban los estados como si fuesen empresas o una familia. Cuando el PBI crecía, aumentaban los ingresos del fisco y los gobernantes gastaban más. En épocas de vacas flacas, los ingresos fiscales caían y quienes decidían el destino de los impuestos, recortaban los gastos. El gobierno hacía política pro-cíclica, lo que dictaba el manual del liberalismo económico de entre guerras. Un manual que además incluía el patrón oro y que no tenía como objetivo el empleo. Ante el fracaso de las viejas recetas en los primeros años de la crisis, nuevas formas de ver la economía pública y d

Los fantasmas "iliberales"

Con la empatía de un burócratra exhausto de su rutina, el despertador cumplió a las siete am. Era dos de abril y la clase de caligrafía me esperaba a veinte cuadras, dentro de cuarenta y cinco minutos. Por suerte había conseguido terminar las treinta hojas de letra impuesta. Quizás podría empezar a compensar el cero con el que aquel psicópata llamado Moreno, profesor del Carlos Pellegrini me había calificado hace unos días por no tener un lapicero completamente recto, por utilizar uno diseñado con una cuña para apoyar los dedos. Aquel cero fue acompañado de tres días de suspensión. “Niñito, retírese inmediatamente del aula, diríjase a celaduría y esperéme ahí”.  “Celaduría”. El  lugar de los preceptores, una pequeña habitación en la esquina del edificio con una ventana que a pesar de dar a Marcelo T. de Alvear no lograba ocultar la oscuridad del segundo piso de la escuela.  Mi preceptor era el hijo de Albano Harguindeguy, el Ministro del Interior de Videla, y Sanchez que

Desmadre

“Estamos solo al principio  de una epidemia que desconocemos.  Nadie tiene la fórmula correcta  y cada país debe encontrar su propio camino de la mano de equipos multidisciplinares.” Jonas Schmidt-Chanasit, virólogo alemán. Escribo estas palabras en el Docs de Google, mientras a un lado de la pantalla de la PC, el Ipad transmite transmite en directo por Youtube el trabajo de la comisión Bicameral Permanente de Trámite Legislativo. La mitad izquierda del Ipad la ocupa el senador Mayans, un representante del pueblo de Formosa bastante excedido de peso. Las hombreras de su saco están levantadas y la forma en que su ropa se ha acomodado a la silla sugiere una cabeza incrustada en su cuerpo en un momento distinto, posterior,  sostenida mediante un cuello frágil. El injerto es protegido de las inclemencias del debate por una papada generosa mientras el Senador habla y transpira de entusiasmo. En la otra mitad de la pantalla, legisladores en cuadrícula miran a la cámara de su